Diferencia entre separación y divorcio

Última modificación el 1 febrero, 2023 por Beatriz Oller

Diferencia entre separación y divorcio explicada de manera rápida y sencilla. Contacta con un abogado de familia.

La principal diferencia entre separación y divorcio es que la separación no rompe el vínculo matrimonial y el divorcio sí pone fin al vínculo matrimonial.

La principal diferencia entre separación y divorcio está en el carácter definitivo o temporal que queramos darle, de inicio, al trámite. Con la separación no rompes el vínculo matrimonial pero sí cesas la convivencia. Con el divorcio, en cambio, cesa todo vínculo entre la pareja.

En el artículo de hoy te damos todos los detalles de manera rápida y sencilla para que te quede claro y sepas que opción elegir según lo que te convenga más. Piensa que, sea lo que sea, es mejor que te asesores con un abogado matrimonialista o de familia.

¿Qué diferencia hay entre separación y divorcio?

La separación y el divorcio son dos opciones legales para poner fin a un matrimonio. Aunque ambas opciones implican la disolución del matrimonio, hay algunas diferencias clave entre ellas:

  1. Separación: La separación es cuando una pareja decide vivir por separado, pero no poner fin al matrimonio legalmente. Durante la separación, la pareja sigue siendo legalmente casada y no puede volver a casarse con otra persona. La separación puede ser temporal o permanente, y puede ser una opción para aquellas parejas que desean tomarse un tiempo para evaluar su relación y decidir si quieren seguir juntos o divorciarse.
  2. Divorcio: El divorcio es el proceso legal de poner fin a un matrimonio. Una vez que una pareja se ha divorciado, ya no están legalmente casados y pueden volver a casarse con otra persona. El divorcio también implica la liquidación de gananciales, es decir, la división de los bienes y propiedades adquiridos durante el matrimonio, y puede incluir otros asuntos como la custodia de los hijos, el pago de la manutención y el reparto de deudas.

Es importante tener en cuenta que cada jurisdicción tiene sus propias leyes y requisitos para la separación y el divorcio, por lo que es recomendable obtener el asesoramiento de un abogado especializado en derecho matrimonial y familiar para obtener una comprensión más completa de cómo se aplican estas leyes en tu jurisdicción.

Principales similitudes y diferencias entre separación y divorcio

Te contamos de forma sencilla las similitudes y diferencias entre la separación y el divorcio.

Similitudes

  • La separación matrimonial y el divorcio implican el cese de la convivencia.
  • Las dos opciones suponen la disolución del régimen económico: en ambos casos se liquidarán los bienes según la fórmula económica que rigiese el matrimonio.
  • Todos los bienes adquiridos desde ese momento serán privativos de cada parte.
  • De igual modo, desde el momento de la separación y el divorcio se extingue la opción de recibir herencia legítima (a no ser que el testamento diga lo contrario).
  • Tanto para divorciarnos como para separarnos hay que recurrir a la justicia para legalizar el procedimiento. El proceso es similar: la separación, como el divorcio, se puede hacer de mutuo acuerdo o bien de manera contenciosa, para lo que tendremos que enfrentarnos en los juzgados.
  • Ambos procesos, divorcio y separación, deberán gestionarse con un un abogado especialista en derecho de familia.
  • Tanto en la separación como en el divorcio, toda la información y acuerdos a los que lleguemos deberán figurar en el convenio regulador presentado ante el juez. Si no hay mutuo acuerdo, será el juez quien, durante el proceso contencioso, decida las medidas respecto a la patria potestad, para quién es la custodia, pensiones, liquidación de bienes…
elAbogado

¿Necesitas un abogado para tratar tu caso?

Te ayudamos a encontrar el abogado que necesitas

Diferencias

  • La principal diferencia entre separación y divorcio es que la separación supone el fin legal de la vida en común de los cónyuges pero no extingue el vínculo del matrimonio. Esto significa que, aunque sí que están legalmente separados, los cónyuges siguen siendo marido y mujer, continúan estando casados, lo que supone que no podrán volver a casarse, ni entre ellos ni con terceros. Con el divorcio, en cambio, la disolución del matrimonio sí que es total y quedamos libres para volver a casarnos.
  • La separación puede ser temporal o permanente. Puede ser una opción para aquellas parejas que desean tomarse un tiempo para evaluar su relación y decidir si quieren seguir juntos o divorciarse. El divorcio, por otro lado, es una opción para poner fin de manera definitiva al matrimonio.
  • Si se diera una reconciliación, la separación hará que no sea necesario volver a casarse, solo tendremos que reconciliarnos y notificarlo al juzgado. En cambio, tras el divorcio, sí sería necesario volver a casarse.
  • El proceso de separación puede ser más sencillo y menos costoso que el proceso de divorcio, especialmente si ambas partes están de acuerdo en los términos de la separación y no requieren la intervención de abogados. El divorcio, por otro lado, puede ser más complicado y requerir la intervención de abogados, especialmente si hay disputas sobre la división de bienes y propiedades o la custodia de los hijos.

Hace años, para poder divorciarse, un matrimonio debía separarse previamente. Esto ha cambiado: hoy es posible divorciarse sin haberse separado antes.

Haz click en el banner y encuentra el abogado que necesitas.

¿Necesitas un abogado para tu separación o divorcio?

Ahora que ya tienes más claro cuál es la diferencia entre separación y divorcio, es muy posible que necesites un abogado especialista para poner en marcha el procedimiento. ¡Déjate asesorar por un buen profesional! Nosotros te ponemos en contacto con un buen abogado.

REFERENCIAS